Motor: Lycoming R-680
de 225 HP (P&W R-985 de 450 HP)
Envergadura: 9,80 m
Longitud: 7,63 (7,56) m
Velocidad máxima: 200 (253) Km/h
Velocidad de crucero: 165 (217) Km/h
Velocidad mínima: 80 Km/h
Techo de servicio: 4.000 (7.200) m
Autonomía: 580 (1.020) Km
Acomodo: Biplaza (monoplaza)
Peso vacío: 908 (1.130) Kg
Peso total: 1.220 (1.598) Kg
Primer vuelo: Diciembre de 1933
Copyright: Fundación Infante de Orleans
Carretera del Barrio de la Fortuna, 14
Edificio Real Aeroclub de España
28054 Madrid, Spain
Tel: +34915085776
fax: +34915081696
INICIO DE PAGINA
La Stearman Aircraft Co. fue fundada por Lloyd Stearman en 1927 y de ese mismo año es su primer diseño; el biplano C-3 de entrenamiento, del que se construyen cerca de un centenar. En 1934 la compañía pasa a ser subsidiaria de Boeing, y cinco años más tarde es absorbida por ésta.
Derivado del C-3, Mac Short y el propio Lloyd Stearman diseñan el X-70, que en 1935 entra en servicio como modelo 73 o NS-1 en la U.S.Navy, y un año después como modelo 75 o PT-13 lo hace en el U.S.Army.
De construcción mixta, tiene planos de madera con borde de ataque metálico, y cubiertos de tela. El fuselaje es de tubo de acero, recubierto de chapa en su parte delantera y entelado por detrás. El esbelto tren de aterrizaje, lleva amortiguadores oleoneumáticos y frenos hidráulicos.
Iniciada la Guerra Mundial, el Stearman Kaydet se convierte, tanto en versión PT-13 con motor Lycoming como el PT-17 de motor Continental, en el más común de los entrenadores iniciales americanos, bastando decir que de él se producen hasta comienzos de 1945 10.346 y en él se “sueltan” más de 60.000 pilotos.

Enormemente robusto, seguro y agradable de volar, no es sin embargo un avión fácil, requiriendo cuidado y atención, por lo que resulta un excelente entrenador, y muy apto para la acrobacia elemental.

Con el final de la lucha miles de ellos son declarados “surplus”, y como tales vendidos a precio de saldo a múltiples fuerzas aéreas, especialmente sudamericanas. Otros muchos (se calcula que unos 4.000) son transformados en fumigadores, quedando todavía en vuelo, muy especialmente en América, buen número de estos biplanos, en calidad de entrenadores, aviones agrícolas o, simplemente, muy queridas reliquias del pasado.
En 1953 llegan a España los cuatro primeros Stearman para la recién creada compañía Servicios Agrícolas Aéreos S.A. Dos de ellos son Stearman 75 con motor P&W R.985 de 450 HP, para permitir una mayor carga de insecticida. Uno es un PT-13 convertido en monoplaza, y el restante un PT-13 de doble mando. Llevan matrículas correlativas EC-AIC, D, E y F. A ésta primera remesa se añadirán después otros diez ejemplares provistos del R.985.
Volados al principio por pilotos americanos, más el rumano Príncipe Cantacuzeno y los españoles Aldecoa y Fernández Bárcena, son, junto con los Piper PA-18 de Aerotécnica, los primeros fumigadores españoles, manteniéndose en servicio hasta ir desapareciendo poco a poco en el transcurso de su penoso cometido.
Los últimos permanecen activos hasta entrados los años setenta.
Por esas fechas, el Aero Club Ibérico de Sanchidrián (Avila) adquiere el EC-AIF (el primitivo PT-13 de doble mando) y con él vuela durante unos años, hasta que el avión pasa en 1987 a formar parte de la sección de aviones históricos del Aero Club José Luis Aresti, y tres años más tarde de la Fundación Infante de Orleáns. En ella continúa volando, impecable y rigurosamente pintado con los colores amarillos de la U.S.Navy en la Segunda Guerra Mundial.
La rotunda línea del Boeing Stearman, PT-17 del US Army, da cobijo a sus pilotos Manolo Valle y Leto Martín sobrevolando la zona de Valmayor.

Comprado en la Argentina por el miembro de la FIO Manolo Valle, en 1991 llega a España otro PT-13 (pero transformado luego a PT-17 de motor Continental) que es aquí matriculado como EC-FNM y pintado con la librea azul marino y gualda del U.S.Army en aquellos primeros años cuarenta. Volando en formación o individualmente, la clásica estampa de los Stearman jamás pasa desapercibida en las exhibiciones de
Cuatro Vientos.